Bali. La primera isla indonesia donde se cogieron olas

Según cuentan las leyendas surferas, fue Gerry Lopez, carismático surfista hawaiano, quien descubrió las olas de Bali durante un vuelo comercial que le llevaba de Australia a Singapur. A miles de metros de altura contempló maravillado las líneas de olas que rodeaban a la península de Bukit, en el extremo sur de la isla. Sucedió a principios de la década de los setenta. Gerry López visitó Bali poco después y lo que encontró le maravilló aún más.
The Corner, Uluwatu, Bali. WU PHOTO © Willy Uribe
Los arrecifes que rodean la península reciben las olas oceánicas y las van puliendo, obligándolas a acomodarse a la línea curva de la costa, hasta que al llegar a la playa de Kuta tan sólo son una sombra de lo que fueron. Eso dicen las leyendas, pero lo cierto es que ya había una docena de australianos afincados en Bali cuando Gerry apareció. Algo lógico dada la poca distancia entre Bali y Australia.
Gerry Lopez y sus amigos pudieron mantener el secreto unos pocos años, después, el nombre de Bali, y el de Uluwatu en especial, su ola más legendaria, penetraron en la imaginación de todo el mundo surfero en forma de olas perfectas, ambientes místicos y esencias prohibidas. El surf no es ajeno a las corrientes culturales; aquellos eran los tiempos de hacer el amor y no la guerra, Vietnam aún echaba humo, la primavera del sesenta y seis se había podrido y el escapismo juvenil estaba a la orden del día. Culturas orientales, drogas orientales, climas orientales… y olas indonesias.
Indonesia es, según muchísimos surferos, el lugar de mundo donde mejores olas rompen. No en tanto a la fuerza o altura, sino a la forma y a la regularidad. Las mejores olas de Bali son Uluwatu, Padang-Padang y Bingin, aunque hay otras doce surfeables. La mejor de todas, y la más bella, es Padang-Padang, una izquierda hueca y seca que rompe sobre coral, a pocos metros del acantilado y frente a una de las playas más hermosas de Bali. En este lugar, bajo la luz del atardecer, la superficie del agua y los acantilados boscosos de la península de Bukit se empeñan en formar una estampa difícil de olvidar, como la propia isla de Bali.

Comments

  1. ¿Podria usar su texto para realizar mi expresion oral?