Sobre surf, surfistas y cultura surf

Hace poco recibí un mail de una persona que me pedía información y opinión sobre el mundo surfero. Es alguien ajeno al surf que está realizando un interesante trabajo creativo en el que el surf tiene un papel destacado, aunque no el principal. Su intención es hacer las cosas lo mejor posible. Por eso he pensado que es una buena idea colgar aquí sus preguntas con mis respuestas y que, quien lo desee, aporte su opinión y conocimiento.
.Mundaka. Surf. Basque Country. WU PHOTO © Willy Uribe
1 – En mi juventud pude conocer más o menos el mundo de la escalada, y siempre me ha dado la impresión que se parece bastante al ambiente surfero en cuanto a que más que un deporte es una filosofía de vida (o era). Yo recuerdo que en el mundo de la escalada existía un sector, vamos a llamarlo romántico, que vivía la montaña de una forma bastante épica e incluso poética, y otro sector que entendía la escalada como una mera actividad deportiva. Más cerca de la competición. Te digo esto porque acabo de leer la novela El gran miércoles, y en varios de los capítulos refleja precisamente esa diferente visión de la actividad surfera.
¿Existe el surfero romántico en el siglo XXI? No tengo ni idea, pero podría ser alguien que bebiera de una cultura anterior: diferente tabla, diferente equipamiento, diferentes giros. Un surfista viajero que no se conformara con tontear con las chicas en el malecón, sino que soñara con determinados parajes, determinadas figuras del surf anteriores… Incluso que viviera en una Volkswagen destartalada… un personaje un poco a disgusto con su entorno, con ganas de volar, como tu Nanga… ¿Es posible? ¿Existe?
.
De chaval hice mucha montaña, cresterías de Anboto, Gorbea y Aizkorri, sobre todo, y siempre he pensado que el montañismo y el surf tienen muchos elementos en común. El componente romántico de la naturaleza en ambos deportes es muy fuerte.
El surfero romántico al que haces referencia, el Lope Urrutia de Nanga, sí existe, aunque no tan radical en su final, dado su componente literario. Hay unos pocos que viven en furgos o autocaravanas, buscando el norte en verano y el sur en invierno, y más que se han largado a Indonesia o Centroamérica…
2 – Me gustaría que me contaras todo lo referente a la famosa ola de Mundaka. ¿Por qué es tan conocida? ¿Por grande? ¿Cuál fue la polémica? ¿Se hicieron manifas? ¿Estaba la polémica solventada para enero-febrero de 2009?
.
Mundaka es una de las mejores olas del mundo. Numerosas publicaciones internacionales lo reconocen con frecuencia. Para un surfista es algo obvio… nada más verla en su mejor momento y por primera vez, se sabe que “eso” es algo especial.
No es buena por ser grande, sino por ser larga, rápida y tubera (redonda) y romper sobre un banco de arena al que da forma la salida de una ría (como si fuera un escultor perpetuo). No hay muchas olas de ese tipo, y las que hay no tienen la calidad de Mundaka. Pocas olas permiten al surfista hacerse tubos de quince a veinte segundos.
Además, está el factor comodidad. La corriente de salida de la ría te situa en el “pico” de la ola sin mojarte un pelo, es decir, sin tener que pelear con las barras de espuma previas a la zona donde se cogen las olas. El puerto está a tiro de piedra y tras el baño puedes tomar un café o comer algo en una taberna. Muchas de las mejores olas del mundo rompen en lugares inhóspitos o al menos muy complicados en su acceso, en ocasiones muy alejados de núcleos de población. Mundaka sería pura crema de no mediar una característica cada vez más común en el surf: la masificación. Un día bueno en “la barra” pueden congregarse, fácilmente, unos 150 surferos. La ola sale cara y hay mucha tensión en el agua. Las “saltadas” son frecuentes. También alguna pelea que otra.
En cuanto a la polémica. El origen fue un dragado desastroso que se hizo en la bocana de la ría y que pasó por encima de la barra. Fue una negligencia basada en la ignorancia. No era necesario dragar ahí. De todos modos, el movimiento de protesta fue tan intenso y transcendió tantas fronteras que las administraciones tomaron buena cuenta de ello. Además, desde hace unos pocos años, el surf está siendo considerado como un generador turístico importante. Tener una joya como Mundaka y no cuidarla es como cerrar una factoría rentable y generadora de riqueza.
Para enero del 2009 la barra hacía tiempo que ya estaba en condiciones y ha dado sesiones muy buenas. De todos modos, hay algunos surferos que comentan que la ola ha perdido parte de su forma “original”. No puedo asegurarlo, pero sí sé que eso es algo que sucede con frecuencia en la cultura oral del surf. El dicho “antes estuvo mejor”, es un clásico entre los surferos. Y “antes” vale lo mismo para dos horas que para diez o veinte años.
David Bustamante. Mundaka. Surf. Basque Country. WU PHOTO © Willy Uribe
3 – ¿Existe alguna maniobra surfera en Mundaka especialmente difícil?Un giro determinado, una evolución complicada sobre la ola…
.
En Mundaka lo que se busca es el tubo. Es la maniobra reina en esa ola, las demás son maniobras de transición en busca de posicionarse en busca del tubo. Tubos profundos y largos… casi uterinos, sensuales también, sí, y muy intensos.
.
4 – Los días de temporal de olas en el Cantábrico -hemos visto a menudo en TV imágenes de bares de la playa destrozados…-, ¿se puede… ejem… surfear? ¿Sería posible? Hablamos de un personaje solitario, de gran fuerza interior, un poco offsider… Ya sé que sería peligroso, suicida, etc… Pero, ¿sería posible? Si tengo que estamparlo contra los diques lo hago…
.
Cuando un temporal de olas grandes llega al Cantábrico, los surferos solo tienen tres opciones:
A. Ver el espectáculo desde tierra. B. Buscar una ola resguardada. En el interior de una ría o protegida por un cabo o los diques de algún puerto, por ejemplo. C. Ir al encuentro de las olas más grandes, generalmente en bajíos o puntas rocosas. La comunidad de “tamañeros” en el Cantábrico está bien asentada y es de calidad. Además, el territorio de caza para las olas grandes es muy extenso en nuestras costas… y generalmente despoblado.
5 – Ahora entro en el terreno de las sensaciones: ¿qué se siente al acercarse uno tumbado sobre la tabla hacia la serie de olas que se avecina por el horizonte? ¿Y al levantarse sobre la ola? ¿Y al deslizarse?
.
La sensación de deslizarse sobre una ola es difícil de describir sin caer en el tópico. Depende en mucho de la calidad y tamaño de la ola, también del lugar en el que se esté surfeando. Hay unos cuantos factores que inciden. Pero lo que es el hecho en sí, el acto de surfear, no sé describirlo con acierto porque caben términos tan contradictorios como sosiego, excitación, tranquilidad, vértigo, diversión, intimidad, furia, placer, velocidad, ruido, paz, miedo…
.
6 – ¿Qué música oyen los surferos? ¿Qué música oían los de otras generaciones anteriores? (no olvides que mi personaje es un inadaptado…) ¿Qué ropa usan? ¿Qué costumbres tienen? (mañana-tarde-noche). ¿Cómo pasan un fin de semana de invierno?
.
En cuanto a música, cero patatero, ahí no me meto. Yo me trabé en los setenta ochenta. The Doors, Pink Floyd, la Credence, Dylan, The Clash, Bob Marley, Jethro Tull,  lo primero de los Dire Straits y esas cosas…
¿Ropa? Bueno, indudablemente hay una “moda surf” que es la que venden los comercios especializados y que ha calado en el modo de vestir actual. No soy un especialista, así que me limito a decir que en general, al menos entre muchos de los surferos que yo conozco, se usa ropa cómoda, resistente y barata.
Borja Franco. Meñakoz. Surf  Basque Country. WU PHOTO © Willy Uribe
.
7 – ¿Cuáles son las mecas de los surferos? Lo puedo mirar en internet, pero prefiero saber lo que anda entre la peña de boca en boca. ¿Australia? ¿California? ¿Indonesia?
.
Las mecas del surf son variadas, dependiendo siempre de la estación del año en cada hemisferio. Indonesia, Australia y Centroamérica podrían figurar entre las principales de los surferos de por aquí. Tal vez Australia un poco menos por su lejanía y por el precio de los billetes y la vida diaria, pero no hay duda de que es un lugar marcado en la agenda de muchísimos surferos, mucho más que Hawai, pero ejemplo. Y California queda muy por atrás, aunque fue una referencia en los sesenta, setenta y parte de los ochenta.
.
8 – Supongamos que mi personaje excéntrico admira a un surfista anterior (tan excéntrico como él, y además posiblemente muerto en acto de servicio). ¿Qué personaje sería ése? Y en el caso de la peña en general: ¿cuáles son los surfistas referenciales?
.
Yo creo que el personaje en el que piensas no podría admirar a un surfista anterior. Su ego como surfista se lo impide. Seguramente, admiraría a algún personaje del rock muerto en acto de ser-vicio en la letrina de algún motel de Menphis o Chicago. O a algún escritor o artista plástico con su toque de malditismo. O incluso a algún actor de la década de los cincuenta que murió joven y era rebelde, al menos en el celuloide.
En cuanto a surferos referenciales, te apunto tres grandes: Miki Dora en California, Nat Young en Australia y Jerry Lopez en Hawai.
Enrique Artero y Mark Richards. WU PHOTO © Willy Uribe
.
9 – Cuando veo a la gente surfear en la Zurriola, me pregunto: ¿Cómo piden turno? ¿Cómo saben a quién le toca pillar la ola? ¿Por qué no se chocan? ¿Hay movidas en el agua? ¿Hay caciquillos con derecho de antigüedad?
.
Ese es un tema delicado. Las normas de cortesía y respeto en el agua son conocidas por todos los surfistas habituales, pero algunos las interpretan como mejor les viene y otros incluso no las interpretan de ningún modo.
Las movidas existen. No creo que pueda decirse que son frecuentes, pero sí que van en aumento y que en algunos lugares las caras en el agua no son amistosas. Como si no lo estuvieramos pasando bien, celosos de la posesión y olvidándonos del juego.
La antigüedad es un pequeño grado. Algunos saben usarlo, otros no.
10 – ¿Existe una relación afectiva especial entre el surfero y su tabla? ¿Le pone nombre? ¿la quiere? ¿Duerme con ella? ¿Requiere cuidados? ¿Se firman? ¿Existen marcas especialmente solicitadas? ¿Marcas emblemáticas de surferos anteriores?
.
Hasta finales de los ochenta, no había una oferta tan amplia de tablas de surf como la que existe hoy en día. La relación tabla surfista era estrecha. Algunas tenían nombre y llegaban a venderse de quinta o sexta mano. Existe una genealogía de tablas de surf y el foro de Costasurf tiene algo sobre ello.
Sé de un par de amigos que tras ahorrar y comprarse una, la metieron en la cama y, tal y como dices, pasaron la noche con ella. No es broma.
Marcas emblemáticas. Apunto tres: Lighting Bolt de Hawai, Simon Anderson de Australia (Simon Anderson fue el surfista que expandió el uso de las tres quillas, o Thruster) y Channel Islands de California, shapeadas (modeladas) por Al Merrick .

.

Comments

  1. He de reconocer que yo también he dormido con algunas de mis tablas🙂
    Ya lo explico aquí: http://www.ripadores.com/?q=surf/20-cosas-que-debes-hacer-antes-de-llamarte-a-ti-mismo-surfer

    En coña eh XDD

  2. azuldeultramar says:

    Me parecen muy buenas las preguntas que te hace, se nota que se aproxima al tema con cariño y que ya tiene un referencia personal como el tema de la escalada… en especial me detendria en la pregunta 1 y la 5.
    La 1 es de esas de las que se podria hablar durante horas despues de una de esas sesiones perfectas a ulimta hora de la tarde en tu ola preferida con tan solo un par de amigos… yo no creo que haya que vivir en una furgoneta para ser un surfer romantico, yo creo que romantico es todo aquel que vive el surf muhco mas alla de lo que es el deporte, que sueña y vive para esos escasos dias grandes o perfectos, que condiciona su vida y su trabajo para tener disponibilidad en esos dias epicos… no se, creo que este es un tema en que hay tantas opiniones como surfistas…

    Respecto de la 5, yo le diria -me parece que te vas a tener que meter en el agua con una tabla- no creo que nadie pueda hacer entender en palabras como es un orgasmo a alguien que no ha tenido ninguno, no digo que surfear sea como un orgasmo, pero si es una sensacion extrema sin parangon (por lo menos para mi) no creo poder hacer comprender con palabras lo que se siente al bajar una ola o estar en un tubo a alguien que no lo haya experimentado por si mismo…

    jajajaj, vaya, me he enrollado mogollon y creo que no he aportado nada jajaja

    aloha

    dani

  3. Que fenómeno Willy, me encantaron los huevos fritos con patatas, que plato sencillo, humilde y tan rico cuando los ingredientes son de calidad y los fogones son avivados con cariño.
    Sólo una cosa, me está repitiendo y juraría que ahora me sabe a tortilla.

  4. En cuanto a lo de la música, hoy en día, es totalmente variada; el punk/hardcore, hip hop, electrónica, rock de los 60/70, pop actual, metal, blues, jazz, funk, reagge… y alguno habrá que hasta le gusten Bisbal y Shakira.