El crash del 2010. Santiago Niño Becerra

El crash del 2010. Santiago Niño  Becerra. Los Libros del Lince.Ya conocido como «el profeta de la crisis», el profesor Niño Becerra ofrece un análisis valiente y lúcido de la situación actual. Esté usted de acuerdo o no con su planteamiento, léalo.

El profesor Niño se atreve a profetizar, en un puñado de páginas poco halagüeñas, cómo será nuestra vida después de que el sistema (que yo prefiero llamar «idolatría») se descoyunte por completo. Les invito a leerlas, si no están demasiado atufados por las cantinelas de la propaganda.

Juan Manuel de Prada (ABC)

Un ensayo breve pero profundo, que seguramente despertará la polémica. No en vano se atreve a decir lo que muy pocos están dispuestos a escuchar.

Borja Vilaseca (EL PAÍS Negocios)

Los ciudadanos del mundo entero vivimos con inquietud la grave situación económica de nuestros días. Entre esperanzados y desconfiados, oímos las buenas palabras y los anuncios de planes salvadores con que nos bombardean nuestros gobernantes. Pero,
más que frases de aliento y anuncios de milagros que no se cumplen, lo que deseamos es saber la verdad, encontrar respuestas fiables a las preguntas que todos nos formulamos:

• ¿Cuál es el origen de la actual situación económica?
• ¿Se trata de una crisis más, de efectos pasajeros?
• ¿Ha estallado la crisis, o estamos todavía en sus prolegómenos?
• ¿Cuál podría ser su alcance? ¿Tiene remedio?

Santiago Niño Becerra alertó hace ya tiempo de que los años de vacas gordas estaban llamados a terminar, y advirtió que esta vez íbamos a enfrentarnos a una crisis verdaderamente profunda, a una crisis sistémica, que conduciría a un inevitable y necesario cambio, pues el capitalismo está agotándose.

En El crash del 2010 desarrolla y profundiza su análisis de la situación, y ofrece respuesta a todas esas preguntas. Se trata de una obra valiente, clara y contundente. La crisis no ha empezado todavía, estallará con toda su crudeza en el 2010, y será larga y muy dura, sobre todo en algunos países, como España. Lo dice uno de los pocos expertos mundiales que, en los momentos de plena euforia, se atrevieron a anunciar lo que ahora apenas comenzamos a intuir.

El crash del 2010. Santiago Niño  Becerra. Los Libros del Lince. 12ª edición