Menú caníbal

Los mangallas tienen verdadera pasión por la carne humana; prefieren un brazo o un pie de alguno de sus esclavos a un pollo o a una pierna de carnero; y no comprenden la repugnancia que inspira a los blancos.

El 19 de octubre de 1884, Mongonga, jefe de Monguele, celebró un gran festín, con cuyo objeto había comprado un esclavo que quería ofrecer cocido a sus amigos.

Muchos días antes de la fiesta se tuvo a la infeliz víctima atada para impedirle que huyera. Mientras tanto, las mujeres preparaban las chicoangas y el malafú. Dos días o tres después, Mongonga mandó meter al esclavo en agua para que se le ablandara la carne, teniendo sin embargo la precaución de dejarle la cabeza libre para que pudiera respirar. Por último, la víspera le trituraron los huesos, aunque el desdichado estaba vivo todavía, y no le remataron hasta veinticuatro horas después.

Tres años en el Congo, por Theodore Westmark.

Canibalismo. Tres años en el Congo, por Teodoro Westmark. Africa Pintoresca. Montaner y Simón, Barcelona 1888.

Tres años en el Congo, por Teodoro Westmark. Africa Pintoresca. Montaner y Simón, Barcelona 1888. Región de los Grandes Lagos. El Congo. Exploraciones Realizadas en el Oeste de Africa por Saborgnan de Brazza.

Noticia de la época sobre una conferencia de Theodore Westmark.

Comments

  1. ¿Pensando en la cena de Navidad?

  2. ¿Por qué “menos mal que escribes”, Willy? ¿Estás pensando en cargarte a alguien y merendártelo después?

    Un abrazo por Navidad, Willy. Que el año que entrará te traiga todavía más éxito que este y felicidad a discreción.

    ¡Arriba los corazones!

    • Porque escribo y porque tengo un montón de escrúpulos para dejar paso a la violencia… pero me atrae lo animal, es momento antes de considerarse hijo de lo humano tuvo que ser grandioso por lo salvaje.

      ¡Fuerte abrazo!