El dolor y el desgarro de un buen chico – Sigueleyendo

Si hay crisis en Un buen chico (de Javier Gutiérrez) es una crisis de raíz. Una melancolía constante. La necesidad de atrapar la belleza. La historia de un chico con una especie de síndrome de Stendhal para el que toda la belleza es poca. Un enfermo. No ya un enfermo social, no, un enfermo de verdad. Un monstruo, incluso.

vía:  Guillermo Ortiz – Sigueleyendo – El dolor y el desgarro de un buen chico, de Javier Gutiérrez.

Javier Gutiérrez. Un buen chico

Anuncios