Miki Dora Tomb Tribute

Miki Dora Tomb Tribute. Tengo Sitio Libre. Blog de Willy Uribe

La tumba apareció en la playa el último día del verano. Quienes pasaron junto a ella mostraron cierto respeto, cuando no algo de aprehensión. El asunto se le ocurrió a Rosa tras ver una piedra clavada en la arena. –          Parece una lápida – dijo. Entonces le conté la historia de la tumba de Miki […]

Una mañana sin emoción

La Triangular. Octubre 2011, by Willy Uribe.

Me he acercado a la costa hace un par de horas. El mar ha subido hasta el metro pasado y sopla un terral ligero y fresco. Observando el mar, me ha dado por pensar en que ya no existen sorpresas en el surf. Internet borró de un plumazo esa sensación que sentíamos cuando por las […]

De qué hablo cuando hablo de surfing

Barroso. Peregrino habitual del Murito. La Triangular

No tengo duda de que Dios, en quien no creo, al hacer el mundo programó para mi deleite el 2 de octubre de dos mil diez. Quiso que el día fuera espléndido y que a mi mano llegaran ocho olas como ocho soles; grandes, largas y curvadas, con lomos amplios para trazar curvas cómodas. Velocidad […]

La Oficina de Hechos y la economía sostenible

Leyendo esta frase del narrador y poeta Luis Tejerina: Pensar y hacer es para un cuerpo comer y respirar, uno solo no sirve de nada. He recordado el anteproyecto de Ley de Economía Sostenible que el Gobierno de España ha soltado para tomarle el pulso mientras revolotea sobre la sociedad y corregir después lo que […]

El parchís de Atacama

Dormíamos en una tienda de campaña junto a una chabola deshabitada, a unos treinta kilómetros de la ciudad Chilena de Huasco. En las colinas que flanqueaban la costa yacían bajo tierra miles de puntas de flechas fabricadas por los indígenas que hace siglos poblaban el área. –         Puedes ir a buscar, seguro que encuentras algunas […]

Tom Wegener y las tablas de surf alaia

– Una buena tarde la de ayer, ¿no Larry? – Sabes que sí, Bertleman. – La Triangular, surf al atardecer, viejos amigos que hace tiempo que no ves y otros nuevos que caen a la mochila, unas birritas antes de cenar, joder, ni tan mal… – No sé a dónde coño quieres llegar, Bertleman, pero sé que huele […]